Gracias por ser parte de nuestra audiencia Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos. Regístrate aquí ¿Ya estás registrado? Inicia sesión
Tecnología - 31/10/19 - 12:00 AM

El efecto Tesla en la industria financiera

El 85 por ciento de los vehículos eléctricos vendidos en Estados Unidos son Tesla.

En lo que va del año, Tesla ha vendido 142 mil carros, mientras que Chevrolet, de segundo lugar, ha vendido 14 mil Volts.
  • Mayer Mizrachi @mayer

El 2019 ha sido el año de los vehículos eléctricos. Todas las marcas de carros globales han lanzado su carro eléctrico incluyendo BMW, Mercedes, Audi, Nissan, Renault, entre otros. El consumidor ha acogido los vehículos eléctricos de forma popular, pero, no es lo mismo decir un vehículo eléctrico que un Tesla.

Si bien es cierto, la Mac es una computadora, pero no todas las computadoras son Mac. Este es el mismo caso con Tesla en la industria automotriz; 85% de los vehículos eléctricos vendidos en EE.UU. son Tesla.

En lo que va del año, Tesla ha vendido 142 mil carros, mientras que Chevrolet, de segundo lugar, ha vendido 14 mil Volts (el modelo eléctrico de Chevrolet). Esto materializa la diferencia que hay entre Tesla y el resto de los carros eléctricos del mundo. Sin embargo, esta alta demanda por vehículos Tesla está creando un efecto secundario catastrófico en el mercado de autos usados que se denomina "Efecto Tesla".

Recientemente, el banco estadounidense, Capital One publicó un detallado reporte donde explica a fondo el "Efecto Tesla". Resulta que la mayoría de los consumidores que están comprando vehículos Tesla por primera vez, están cambiándose de carros de combustión. Como resultado, el mercado de carros de lujo de segunda está viendo una sobreoferta.

VEA TAMBIÉN Entérese cómo las empresas deben remunerar los días laborados durante Fiestas Patrias

Dicha sobreoferta combinada con el cambio de preferencia de consumidores por carros eléctricos, está llevando a una caída en los precios de carros de segunda. Por ejemplo, un Mercedes Clase B del 2016 cayó de $18,500 a $13,250 y un BMW 320 del 2018 cayó de $37,700 a $30,700.

Si los carros de segunda ya están depreciados, están sufriendo una depreciación adicional del 20, 30% de su valor. Si estás en el mercado, para un carro de segunda de lujo, esto puede ser buena noticia para ti, sin embargo, esta realidad puede desencadenar una crisis económica con letras y leasings de carros.

En Estados Unidos hay más de $1.2 trillones en préstamos de autos; 44% de la población estadounidense depende del financiamiento bancario para adquirir un carro. El 56% restante depende en leasing (alquiler a largo plazo) que lo proveen las propias marcas de carros. La manera en que los leasing o letras del auto son calculados, es siempre reconociendo el valor del auto en "tiempo X".

Si haces un lease de tres años, entonces al finalizar el lease, el carro valdrá X. Igual con los bancos: ellos asumen el valor del auto por el plazo del préstamo. Si no pagas el préstamo saben que pueden revender el carro al mismo valor X. El problema es que ambos asumen un grado de depreciación establecido por el mercado. Sin embargo, ahora con el "Efecto Tesla" el valor está cayendo drásticamente y eso implica que los bancos tienen que cobrar más para compensar.

VEA TAMBIÉN AES Panamá no ha tomado ninguna decisión de traspaso o venta del embalse de Bayano al Gobierno

Eso significa que, quien está pagando $500 al mes por su carro, ahora le toca pagar $650. Inevitablemente habrá quienes no podrán hacer los pagos y los bancos tendrán que reposeer los carros y venderlos en el mercado de segunda a un descuento por debajo de lo que anticiparon cuando efectuaron el préstamo. Es decir: mucha plata se va a perder.

Los bancos saben esto y las marcas de carros que hacen leasings también. Eso, es una de las mayores razones por la cual los bancos dan mejores tazas para carros eléctricos y las marcas de carros tradicionales están comenzando a producir carros eléctricos. A como dé lugar, el "Efecto Tesla" es real y puede catalizar una crisis económica a nivel global como vimos en 2008 con la crisis de hipotecas en Estados Unidos.

¡Mira lo que tiene nuestro canal de Youtube!