Gracias por ser parte de nuestra audiencia Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos. Regístrate aquí ¿Ya estás registrado? Inicia sesión
Opinión - 06/8/19 - 12:00 AM

'Los Tomasitos', la necesidad de reabrir este centro educativo (Parte I)

Era una escuela que tenía un nivel especial, por supuesto muy diferente a otras, e inclusive, a la par de las más prestigiosas y privadas del país. Asistían jóvenes de todos los estratos sociales del país. Se les daba una oportunidad de superarse y lo más importante: ser buenos ciudadanos.

Fotografía de jóvenes de la 12va Promoción, tomada un mes antes de la invasión de tropas estadounidenses al país. Hoy son médicos, pilotos de aviación, ingenieros, electricistas, periodistas, tecnólogos médicos, entre otras profesiones. Foto: Cortesía.

Reabrir el Instituto Militar General Tomás Herrera (IMGTH) o mejor conocido como 'Los Tomasitos', es el mensaje del nuevo gobierno del presidente Laurentino Cortizo, cuando su ministro de Seguridad, Rolando Mirones, lo mira como una necesidad.

Tener un instituto como el IMGTH,  siempre ha sido una necesidad para la sociedad panameña, fue la visión del General Omar Torrijos, aunque después de la invasión los gobiernos y algunos civiles, lo veían como un seguimiento al militarismo.

Los gobernantes de turno, después de la invasión de las tropas estadounidenses al país, en 1989, veían a 'Los Tomasitos' como peligrosos, una continuidad de una doctrina castrense, o por lo menos, fue el discurso que pregonaron para eliminar a 'Los Tomasitos', centro educativo que se localizaba en la entonces Base de Rio Hato, hoy un complejo hotelero.

Esos gobernantes eliminaron al IMGTH, siendo un plantel educativo que aglomeraba a jóvenes entre 15 y 18 años, de todos los rincones del país, de diferentes estratos sociales, donde se les daba una oportunidad de superarse y lo más importante: ser buenos ciudadanos.

VEA TAMBIÉN: Consenso nacional y reforma constitucional

Esos mismos gobernantes de la época que negaban la disciplina, el estudio, la ciencia, cultura, deporte, entre otras cosas positivas a los jóvenes panameños, creaban al mismo tiempo el Senafront (Servicio Nacional de Fronteras ), y el SPI (Servicio de Protección Institucional ) y cuantas ramificaciones castrenses o, mejor dicho, pequeños grupos militares se podía.

He aquí el doble, entonces, el doble discurso de ellos..

Hoy, reabrir el IMGTH es visto de otra manera, una salvación para la juventud panameña, o al menos, es lo que escucho, veo y leo de muchas personas, incluyendo miembros del actual gobierno con el deseo de reabrirlo.

La escuela 'Los Tomasitos', nunca debió cerrarse, porque su masa estudiantil en ese entonces no era militar, tampoco civiles, eran cadetes (estudiantes).

Sus 13 promociones, donde se graduaron 12 y de la cual formé parte, porque la invasión evitó que la última lo hiciera, solo estaba formada por cadetes que querían cumplir sus sueños como profesionales.

VEA TAMBIÉN: Reconstruyendo el muro de Berlín (y los Gulag)

Era una escuela que tenía un nivel especial, por supuesto muy diferente a otras, e inclusive, a la par de las más prestigiosas y privadas del país.

¿Sería ese su pecado?

Y por la cual la eliminaron, es la pregunta que siempre ha quedado en el tintero.

Son pocos los estudiantes que estuvieron en el IMGTH que tomaron la decisión de uniformarse, no llegan al 15%, la mayoría optó por la vida civil y ser profesional, entonces de qué militarismo se podría hablar, los gobernantes de esa época fallaron.

Primera de dos entregas.
Periodista.