Gracias por ser parte de nuestra audiencia Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos. Regístrate aquí ¿Ya estás registrado? Inicia sesión
Opinión - 01/9/18 - 12:00 AM

¿Acaso no podemos implementar otras fuentes de energía?

La energía renovable, producto de fuentes naturales, posibles de regenerarse, es una opción sostenible de energía. De ella se obtiene energía mareomotriz (mareas), geotérmica (calor de la tierra), hidráulica (embalses), eólica (viento), solar (sol) y de la biomasa (vegetación).

La energía solar y eólica pueden ayudar a reducir la proveniente de los combustibles fósiles.

La energía es fundamental para casi todas las actividades del ser humano.

Se desarrolla a través de fuentes renovables o no renovables.

Las primeras pueden ser reemplazadas con el transcurso del tiempo, siendo por tanto más duraderas; a diferencia de las no renovables que eventualmente podrían desaparecer, y al no estar el aporte de esa parte nos veríamos en una escasez muy importante.

VEA TAMBIÉN: Mejora de la red vial y disminución de los tranques

El sistema energético en el orden mundial se soporta en energía no renovable, con el consumo de combustibles fósiles (carbón, petróleo y gas natural), y en algunos casos con energía nuclear (fisión y fusión nuclear).

Pero están agotándose y han causado graves estragos al medio ambiente, por lo que se ha venido planteando, la necesidad de implementar fuentes alternativas.

La energía renovable, producto de fuentes naturales, posibles de regenerarse, es una opción sostenible de energía. De ella se obtiene energía mareomotriz (mareas), geotérmica (calor de la tierra), hidráulica (embalses), eólica (viento), solar (sol) y de la biomasa (vegetación).

Estados Unidos es uno de los principales países que han apostado por energía renovable, desarrollando la tecnología necesaria para implementar estas fuentes.

El ingeniero Mark Jacobson, de la Universidad de Stanford, en sus estudios sostiene que la energía solar y eólica pueden ayudar a reducir la proveniente de los combustibles fósiles, lo que a su vez disminuiría el consumo energético al ser más eficiente.

VEA TAMBIÉN:Compré un equipo nuevo: ¿por qué tengo que llevarlo a reparar?

Panamá tiene la ventaja de aprovechar su sol radiante para construir paneles solares y generar electricidad, al igual que sus corrientes de aire para producir la energía eólica.

Otra opción viable es la electricidad que se puede generar a través de la basura, es decir, a partir de residuos, que puede darse siguiendo diversos métodos.

Cada uno tiene sus ventajas y desventajas, y su aplicación dependerá de la situación económica y geográfica de cada país.

La forma más común es por medio de la incineración, en la cual los residuos son quemados para hervir agua, que a su vez potencia generadores de vapor que son utilizados para calentar casas.

Existen otras formas de generación eléctrica que tienen en consideración procesos químicos de mayor complejidad, por lo que los costos asociados a la instalación y manejo de las plantas aumenta considerablemente; aunado a las características geográficas de muchos países, que ha impedido su uso.

Es un hecho entonces que existen posibilidades de implementar otras fuentes de energía, para evitar el impacto causado al ambiente principalmente, pues los efectos negativos de la energía no renovable han sido considerables, lo que obliga a repensar en fuentes alternativas que reduzcan el impacto.

Esto solo será posible con el acuerdo de los Estados y un cambio radical de paradigmas.

Estudiante de MBA Gerencias estratégica; UIP.