Gracias por ser parte de nuestra audiencia Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos. Regístrate aquí ¿Ya estás registrado? Inicia sesión
nytimesinternationalweekly - 10/2/20 - 06:00 AM

El Talmud ya no es prohibido para las mujeres

Un texto arcaico, denso y complejo escrito parcialmente en arameo y que personifica debates rabínicos sobre cosas tan variadas como sacrificios y menstruación, ha formado la base de la vida, la ley y la erudición judías durante siglos.

Daf Yomi, o “una página al día” en hebreo, es el estudio de un texto judío arcaico. Foto / Daniel Rolider para The New York Times.
  • Isabel Kershner

RAANANA, Israel — Era el día 2 mil 699 y faltaban 12 para terminar.

En un día reciente entre semana, media docena de mujeres se acomodaron alrededor de la mesa del comedor en un hogar suburbano en Raanana, al norte de Tel Aviv, y abrieron sus volúmenes talmúdicos.

Estaban cerca de terminar una tarea maratónica: un ciclo de siete años y medio de aprendizaje judío conocido como Daf Yomi, que significa una página al día en hebreo.

VEA TAMBIÉN: Brindan cuidados de primer nivel, sólo para halcones

El estudio del Talmud de Babilonia, un texto arcaico, denso y complejo escrito parcialmente en arameo y que personifica debates rabínicos sobre cosas tan variadas como sacrificios y menstruación, ha formado la base de la vida, la ley y la erudición judías durante siglos.

Era casi exclusivamente dominio de los hombres. Aunque los rabinos no prohibían el estudio del Talmud por parte de las mujeres, por lo general era mal visto, y todavía lo es en partes del mundo estrictamente ortodoxo. Ahora, el Daf Yomi es acogido por las mujeres, ya que la tecnología y las redes sociales lo han vuelto más accesible.

Michelle Cohen Farber, de 47 años, académica ortodoxa moderna y madre de cinco hijos, es la maestra en cuya casa se reunió el grupo de Raanana para sesiones de 45 minutos. El programa de Daf Yomi, dijo, tiene que ver con lograr que las mujeres abran este libro, para continuidad del pueblo judío. Si se excluye a las mujeres, eso es el 50 por ciento de la población.

Se cree que Cohen Farber es la primera mujer en haber enseñado un ciclo entero de Daf Yomi, a través de un podcast diario que ella transmite en inglés y en hebreo.

VEA TAMBIÉN: Brasil insta abstinencia para frenar el embarazo adolescente

El Talmud, de mil 500 años de antigüedad, es un texto divagante que incluye interpretaciones de la Halajá bíblica, o ley judía, ética y narrativas llenas de divagaciones y debates entre rabinos.

Retrata en gran parte a las mujeres como propiedad del esposo. Y el último volumen, la Nidá, lidia con la fisiología y la anatomía de la mujer y las leyes de la pureza familiar, que incluyen la prohibición de tener relaciones sexuales con una mujer que menstrúa.

Un rabino jasídico en Lublin, Polonia, concibió la tradición del Daf Yomi hace casi 100 años, al establecer el orden de estudio como forma de unificar y sincronizar a una diáspora judía en expansión al hacer que los judíos se enfocaran en la misma página cada día.

Unas cuantas mujeres iniciaron el programa del Daf Yomi hace varias décadas. Desde entonces, el estudio del Talmud ha sido introducido en algunas escuelas religiosas para niñas. A menudo se consideraba demasiado difícil y menos relevante para las mujeres que otros textos como la porción semanal de la Torá. Pero al haber más mujeres que estudian el Talmud, parece haber poca oposición de hombres ortodoxos.

VEA TAMBIÉN: Tecnología salva la economía china

Hacemos esto porque podemos, no porque tengamos algo qué demostrar, dijo Ruth Leah Kahan, una de las estudiantes de Cohen Farber.

Tras terminar este ciclo, dijo, espero con ansias volver a empezar.