Gracias por ser parte de nuestra audiencia Queremos que sigas disfrutando de los mejores contenidos. Regístrate aquí ¿Ya estás registrado? Inicia sesión
Economía - 25/3/19 - 01:15 PM

Transición hacia la estación lluviosa será más tarde de lo usual por fenómeno de El Niño

Expertos indican que el Fenómeno El Niño cambia los patrones del clima por lo que es necesario activar los protocolos con un portafolio de ideas certeras en todas las áreas.

Etesa considera que es necesario activar los protocolos con un portafolio de ideas certeras en todas las áreas por retraso de las lluvias.

Este año la transición hacia la estación lluviosa en Panamá  será más tarde de lo usual, según lo confirmó Alcely Lau Melo, gerente de climatología de la Empresa de Transmisión Eléctrica (Etesa).

Datos indican que la mayoría de los modelos estiman que El Niño se mantendrá con una intensidad débil durante el primer semestre del 2019 y es poco probable que se produzca un episodio de fuerte intensidad. "La Organización Meteorológica Mundial (OMM) confirmó recientemente que 2015, 2016, 2017 y 2018 han sido los cuatro años más cálidos de los que se tienen datos. Sin embargo, es probable que el 2019, sea más cálido aún que el 2018 por la incidencia del fenómeno El Niño, explicó Lau.
 
ETESA presentó las perspectivas climáticas para el periodo abril, mayo y junio de 2019, junto a recomendaciones para la estación seca y para mitigar los efectos que puede causar el Fenómeno El Niño.

Desde septiembre de 2018, ETESA había advertido en sus proyecciones una alta probabilidad de desarrollo de un Fenómeno El Niño en categoría de leve a moderado, esto debido a que el océano Pacífico Ecuatorial presentaba un calentamiento consistente y significativo propio de un episodio El Niño.

VEA TAMBIÉN: Gabriel Barletta: 'Eliminar la Aupsa no detendrá las importaciones'

Lo anterior fue confirmado en febrero pasado por la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA por sus siglas en inglés), que dio por hecho la presencia de condiciones del Fenómeno El Niño de intensidad débil.

El Fenómeno El Niño cambia los patrones del clima por lo que es necesario activar los protocolos con un portafolio de ideas certeras en todas las áreas, indicó Lau .

La perspectiva climática y los indicadores de condiciones oceánicas y atmosféricas presentes a la fecha, ponen de manifiesto y confirman que es prudente mantener recomendaciones para los sectores de seguridad alimentaria y nutricional; salud y agua potable; ambiente y riesgos de desastres y energía, dejando entrever sus posibles efectos y definir una hoja de ruta con iniciativas para mitigarlos.

En Chiriquí y Sur de Veraguas, se espera que inicien las lluvias entre el 15 y 30 de abril. Entretanto en la región del Pacífico, que incluye Azuero, Coclé y Panamá Oeste, podrían iniciar entre el 1 y 15 de mayo. Mientras en Darién y la provincia de Panamá del 25 de abril al 5 mayo.

El último episodio de El Niño se presentó desde finales del 2014 hasta el primer semestre del 2016, caracterizado por su fuerte intensidad.

Según la Organización Meteorológica Mundial El Niño de 2015/2016 es uno de los más fuertes jamás registrado, comparable a los episodios de 1982/1983 y de 1997/1998.

Este produjo un mayor calentamiento en 2016, además del cambio climático a largo plazo provocado por las emisiones de gases de efecto invernadero. El 2016 continúa siendo el más cálido del que se tenga registro (1.2 °C por encima de la era preindustrial).

En Panamá, actualmente, la región que ha tenido más déficit de lluvia es el Caribe, contrario a otras ocasiones, indicó Lau Melo.